viernes, 30 de diciembre de 2016

NADAL VA POR EL TÍTULO EN EXHIBICIÓN DE ABU DABI

El español lo resolvió en 3 sets
Rafael Nadal se clasificó para la final del Mubadala World Tennis Championship, torneo que ya ha ganado en tres ocasiones (2010, 2011, 2016) y ha hecho final en una ocasión más (2009) tras doblegar a Milos Raonic por 6-1, 3-6 y 6-3. Otra victoria de enjundia para el balear en su regreso a la competición y otro título, aunque sea de los que no suman en el palmarés, a las puertas.

Aún con la dulce resaca de la contundente victoria ante Berdych en su estreno en Abu Dabi, Nadal volvió a saltar al tapete del Zayed Sports City dispuesto a seguir en la misma línea positiva. Jaleado por un público entregado al otrora número uno del mundo (actualmente ubicado en el puesto 9 del ranking ATP), el español se mostró intenso hasta en el peloteo.

El de Manacor resolvió la primera manga en apenas media hora de juego. Controló la batalla desde el inicio rompiendo el saque de Raonic a las primeras de cambio (llegó a estar 5-0) y no dejó firmar un saque directo al canadiense hasta el sexto juego. Con una derecha agresiva que hace correr a la pelota con una marcha de más y un revés ejecutado cual cuchilla de afeitar, Nadal fue dando bandazos para consumir el primer set al ritmo que más le gustó. Hasta en los momentos de apuro (dos bolas de break en contra) supo ejecutar a la perfección el guión a seguir para solventar el apuro.

El arranque del segundo acto estuvo más igualado. Raonic comenzó a firmar saques por encima de los 210 km/h y salvó un 15-40 en contra gracias a la regularidad con su servicio. Rafa buscó su derecha con insistencia, pero esta vez fue más errática. Un desliz en el sexto juego le condenó a ceder un break, desventaja que ya no pudo recuperar y que le costaría ceder el set.

Puesto a recuperar sensaciones del pasado, Nadal se vio por primera vez en la pretemporada con la necesidad de jugar un set decisivo. Lo afrontó con la misma pausa y serenidad que la hora anterior de acción. Restó un paso más adelante, buscó que Raonic golpeara la altura de los tobillos y le movió de lado a lado con una derecha que amenaza tener cuerda para rato. Llegó el break antes del asueto en la silla y luego solo tuvo que madurar la renta. Lo hizo, y solo entonces cerró el puño sabedor de los deberes hechos. Un paso más al frente. Un grado más de confianza.

Nadal se jugará el título ante el belga David Goffin, debutante en estos lares, que volvió a firmar una nueva sorpresa sobre el cemento emiratí. Tras ganar a Jo-Wilfred Tsonga en su estreno, este viernes se deshizo de Andy Murray, número uno del ranking ATP, por un tanteo de 7-6(4) y 6-4. Nadal y Goffin no cuentan con ningún precedente, por lo que el Mubadala World Tennis Championship será el primero en la cuenta.

Foto: Getty Images

No hay comentarios:

Publicar un comentario